#1AñoDeCuatripartito: urgencia e improvisación (III)

  • En artículos anteriores, un rápido análisis cuantitativo de los principales indicadores de la gestión del Cuatripartito durante este año reveló su ineficacia ejecutiva e improductividad.
  • En esta entrega veremos también que, a pesar de esta falta de actividad e iniciativa política, la improvisación ha sido una constante, revelando la ausencia de un plan para Valdemoro y, lo que es aún peor, provocando una importante inseguridad jurídica y lesionando derechos.

Todos los actos de la administración están siempre sujetos por Ley a unas formas, trámites y plazos que tratan de garantizar los derechos de los afectados e interesados (vecinos, asociaciones, empleados, empresas, representantes). Así, las leyes y reglamentos se encargan de fijar estos requisitos para cada tipo de procedimiento, ya se trate de convocatorias, resoluciones, contrataciones, etc. Es lo que se conoce como el procedimiento “ordinario”.

Sin embargo, existen situaciones en las que, por razones especiales de interés público, se pueden modificar estos requisitos de modo que los plazos de informe, consulta, estudio, exposición o notificación se reduzcan o incluso desaparezcan por completo. Es el llamado procedimiento de “urgencia”, de carácter excepcional y que requiere de una especial motivación, evaluable objetivamente (es decir, no discrecional ni subjetiva), ya que su utilización perjudica, restringe y limita los derechos de los afectados e interesados en virtud de la protección del citado interés público.

Si bien existen ocasiones excepcionales que pueden justificar una urgencia (p.ej. plazos sobrevenidos o necesidades imperativas), su abuso refleja una constante improvisación y ausencia de planificación, creando además una peligrosa inseguridad jurídica cuando la motivación es arbitraria, caprichosa o directamente no existe, tal y como ha ocurrido a menudo con el Cuatripartito a lo largo de este año.

Por ejemplo, si consideramos únicamente las sesiones plenarias, el Cuatripartito ha realizado en un sólo año más del doble de convocatorias urgentes que en los dos años anteriores juntos, lo que supone casi el 40% de las convocatorias plenarias totales. Y no acaba ahí, ya que el número de Juntas de Gobierno y Mesas de Contratación convocadas de urgencia también fue muy elevado.

Grado de Urgencia

  • Plenos: de un total de 24 sesiones, 9 fueron urgentes → el 38%
  • Juntas de Gobierno: de un total de 48 sesiones, 12 fueron urgentes → el 25%
  • Mesas de Contratación: de un total de 33 sesiones, 6 fueron urgentes → el 18%

Tomando esto como un indicador de riesgo derivado de la improvisación y falta de planificación de un gobierno tendríamos algo como lo siguiente:

  • Bajo: menor del 10%.
  • Medio: entre el 10% y el 20%.
  • Alto: entre el 20% y el 30%.
  • Muy alto: entre el 30% y el 40%.
  • Inaceptable: mayor del 40%.

chart (1)

Se pone de manifiesto que se ha producido un claro abuso del procedimiento de urgencia que, como decía anteriormente, debería ser excepcional y debidamente motivado.

El conjunto de indicadores objetivos que hemos visto, no sólo denotan la ineficacia ejecutiva, falta de iniciativa política e improductividad del Cuatripartito, sino también la enorme improvisación y la ausencia de un plan para Valdemoro, provocando además una gran inseguridad jurídica y lesionando los derechos de afectados, vecinos y representantes políticos.

Como pueden ver, #TodoUnDespropósito.

Anuncios
Acerca de

Nací en Madrid en 1975 y vivo en Valdemoro con mi mujer y mis tres hijos desde el 2010. Soy Licenciado en Informática por la Universidad Politécnica de Madrid con más de 17 años de experiencia en el sector tecnológico. Antes de entrar en política, trabajaba desde 2010 en Google como responsable técnico para Europa, Medio Este y África. Sin experiencia política previa, decidí afiliarme a Ciudadanos en verano del 2014 porque estoy convencido de la necesidad de un cambio realista y sensato. Como Alcalde de Valdemoro desde el 14 de Junio de 2015, propongo transparencia y honestidad frente a la corrupción institucionalizada, eficacia y sostenibilidad frente al derroche y el endeudamiento desaforados, participación y cercanía frente a la desafección y la división.

Tagged with: , , , , ,
Publicado en Artículos

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: